El predicador es en primer lugar el hombre del encuentro y del diálogo
Cap Bogotá n. 47

Noticias

El Documento Final del Sínodo para la Amazonía nos marca los nuevos caminos para la Iglesia

El día 27 de octubre finalizó el Sínodo Amazónico. Las conclusiones de la asamblea sinodal iniciada el pasado 6 de octubre en Roma se han recogido en el Documento Final, cuyo elemento central es la Conversión. Conocemos las claves del texto final.

El día 27 de octubre finalizó el Sínodo Amazónico para la Amazonia y sus conclusiones se recogieron en el Documento Final. El texto es el resultado del intercambio abierto, libre y respetuoso que tuvo lugar durante las tres semanas de trabajos del Sínodo, para contar la historia de los desafíos y potencialidades de la Amazonía, el “corazón biológico” del mundo extendido a lo largo de nueve países y habitado por más de 33 millones de personas, de las cuales cerca de 2,5 millones son indígenas.

El hilo conductor del Documento Final del Sínodo Panamazónico es la conversión. Esa conversión se desarrolla en distintas dimensiones abordadas por el Documento Final del Sínodo Amazónico: integral, pastoral, cultural, ecológica y sinodal.





Conversión Integral

Desde el principio, el documento exhorta a una verdadera conversión integral, con una vida sencilla y sobria, al estilo de San Francisco de Asís, comprometida a relacionarnos armoniosamente con la casa común, la obra creadora de Dios. Esta conversión llevará a la Iglesia a ser en salida, para entrar en el corazón de todos los pueblos amazónicos.
La Amazonía, de hecho, tiene una voz que es un mensaje de vida y se expresa a través de una realidad multiétnica y multicultural, representada por los variados rostros que la habitan. El buen vivir y el hacer el bien son el estilo de vida de los pueblos amazónicos, es decir, vivir en armonía consigo mismos, con los seres humanos y con el ser supremo, en una sola intercomunicación entre todo el cosmos, para forjar un proyecto de vida plena para todos.

Conversión Pastoral

El documento del Sínodo Amazónico señala la urgencia de una pastoral indígena que tenga su lugar específico en la Iglesia: es necesario crear o mantener, de hecho, una opción preferencial por los pueblos indígenas, dando también mayor impulso misionero entre las vocaciones indígenas, porque la Amazonía también debe ser evangelizada por los amazónicos, a través de un ministerio juvenil renovado y audaz, con una pastoral siempre activa, centrada en Jesús.

El texto se detiene también en la pastoral urbana y llama a defender el derecho de todas las personas a la ciudad como un disfrute equitativo de los principios de sostenibilidad, democracia y justicia social. Es necesario luchar para que las favelas y villas miserias tengan asegurados los derechos básicos fundamentales. Debe ser también central la institución de un ministerio de acogida para una solidaridad fraterna con los migrantes, los refugiados y las personas sin hogar que viven en el contexto urbano.

Conversión Cultural

La inculturación y la interculturalidad son herramientas importantes para lograr una conversión cultural que lleve al cristiano a ir al encuentro del otro para aprender de él.
Los pueblos amazónicos nos enseñan valores de reciprocidad, solidaridad y sentido de comunidad, ofrecen enseñanzas de vida y una visión integrada de la realidad capaz de comprender que toda la creación está conectada y de garantizar, por tanto, una gestión sostenible.

La Iglesia se compromete a ser aliada de los pueblos indígenas, especialmente para denunciar los atentados perpetrados contra sus vidas, los proyectos de desarrollo depredador etnocidas y ecocidas y la criminalización de los movimientos sociales.

Conversión Ecológica

Ante una crisis socio-ambiental sin precedentes, el Sínodo invoca una Iglesia amazónica capaz de promover una ecología integral y una conversión ecológica, según la cual todo está íntimamente conectado.

La ecología integral no debe ser entendida como un camino extra que la Iglesia puede elegir para el futuro, sino como la única manera posible de salvar a la región del extractivismo depredador, del derramamiento de sangre inocente y de la criminalización de los defensores de la Amazonía.

Defender y promover los derechos humanos, además que un deber político y una tarea social, es una exigencia de fe. Frente a este deber cristiano, el Documento denuncia la violación de los derechos humanos y la destrucción extractiva; asume y apoya, también en alianza con otras Iglesias, las campañas de desinversión de las compañías extractivas que causan daños sociales y ecológicos a la Amazonía; llama a una transición energética radical y la búsqueda de alternativas, y propone el desarrollo de programas de capacitación para el cuidado de la casa común.

Todas las personas estamos llamadas a la custodia de la obra de Dios. Los protagonistas de la atención, protección y defensa de los pueblos son las mismas comunidades amazónicas. La Iglesia es su aliada, camina con ellos, sin imponer una forma particular de actuar, reconociendo la sabiduría de los pueblos sobre la biodiversidad contra toda forma de biopiratería.

Se propone la definición de pecado ecológico como una acción u omisión contra Dios, contra el prójimo, la comunidad y el ambiente, contra las futuras generaciones y contra la virtud de la justicia.

El Sínodo Amazónico recuerda la necesidad urgente de desarrollar políticas energéticas que reduzcan drásticamente las emisiones de dióxido de carbono (CO2) y de otros gases relacionados con el cambio climático, promuevan la energía limpia y monitoreen la cadena de suministro, también sobre el acceso al agua potable, derecho humano básico, fundamental y universal, y condición para el ejercicio de los demás derechos humanos. Proteger la tierra significa favorecer la reutilización y el reciclaje, reducir el uso de combustibles fósiles y plásticos, cambiar hábitos alimenticios como el consumo excesivo de carne y pescado, adoptar estilos de vida sobrios y sembrar árboles.
 

 


Conversión Sinodal

En este sentido, el Documento Final invita a superar el clericalismo y las imposiciones arbitrarias, fortalecer una cultura de diálogo, escucha y discernimiento espiritual, responder a los desafíos pastorales. Estas son las características en las que debe basarse la conversión sinodal, a las que la Iglesia está llamada para avanzar en armonía, bajo el impulso del Espíritu vivificador y con audacia evangélica.

Las formas de ejercer la sinodalidad son variadas y deberán ser descentralizadas, atentas a los procesos locales, sin debilitar el vínculo con las Iglesias hermanas y con la Iglesia universal. La sinodalidad se traduce, en continuidad con el Concilio Vaticano II, en la corresponsabilidad y la ministerialidad de todos, en la participación de los laicos, hombres y mujeres, considerados actores privilegiados. La participación de los laicos, tanto en la consulta como en la toma de decisiones en la vida y misión de la debe ser fortalecida y ampliada a partir de la promoción y atribución de ministerios a hombres y mujeres de forma equitativa.

Un gran espacio en el Documento del Sínodo Amazónico está dedicado a la presencia y la hora de la mujer. Como sugiere la sabiduría de los pueblos ancestrales, la madre tierra tiene un rostro femenino y en el mundo indígena las mujeres son una presencia testimonial y responsable en la promoción humana.

Se define como urgente la promoción, formación y apoyo a los diáconos permanentes.

En el texto se expone también que la formación de los sacerdotes debe ser inculturada y que la participacio´n en la Eucaristía es fundamental para la comunidad cristiana. Por lo que propone establecer criterios y disposiciones por parte de la autoridad competente, para ordenar sacerdotes a hombres idóneos y reconocidos de la comunidad, que tengan un diaconado permanente fecundo y reciban una formación adecuada para el presbiterado.

Para favorecer el proceso de inculturación de la fe, el Sínodo expresa la urgencia de formar comisiones para la traducción y redacción de textos bíblicos y litúrgicos en las lenguas de los diversos lugares, preservando la materia de los sacramentos y adaptándolos a la forma, sin perder de vista lo que sea esencial. La música y el canto también deben ser fomentados a nivel litúrgico.

Al final del Documento del Sínodo Amazónico se invoca la protección de María, Madre de la Amazonía, venerada con diversas advocaciones en toda la región.


texto de forumlibertas.com/documento-final-sinodo-amazonico/
 



Otras noticias:

¡Más cerca de la tierra que mana lecha y miel!

15 de enero de 2020

El día 9 de enero de 2020 es otra de las fechas importantes a recordar en la historia de la provincia de El Seibo pues el Gobierno Dominicano ofreció una propuesta de solución atendiendo a los reclamos que la Asociación de campesinos “Mamá Tingó” de La Culebra en Vicentillo.



¡Por tierra lucho yo, ese es mi derecho!

9 de enero de 2020

Hoy, 9 de enero a las 14:00 (hora de República Dominicana), la comisión de la Asociación Campesina Mamá Tingó de El Seibo se reunen con representantes de distintas entidades públicas implicadas en el conflicto de la tierra de La Culebra de Vicentillo, para recibir la respuesta del gobierno ante este conflicto


Participación dominicana en la COP 25 Chile - Madrid

31 de diciembre de 2019

Segundo informe de la Oficina de Dominicos por la Justicia y la Paz de Ginebra sobre la presencia de la Familia Dominicana en la COP25 Madrid-Chile


Una luz frente a la adversidad: La violencia contra las mujeres amazónicas

30 de diciembre de 2019

La Hna. Jeaneth Andino Granja, psicóloga clínica y misionera dominica del Rosario en Sepahua (Ucayali) relata la situación de las mujeres indígenas en Sepahua.


Presencia de la Familia Dominicana en la COP25 Chile-Madrid: “Es tiempo de actuar”

27 de diciembre de 2019

Compartimos el primero de los informes de la Oficina de Dominicos por la Justicia y la Paz de Ginebra sobre la presencia de la Familia Dominicana en la COP25 Madrid-Chile


Misión es lo que somos, nueva colaboración en La Llama

23 de diciembre de 2019

Ya está disponible nuestra nueva columna en La Llama OP: ¡Misión es lo que somos!


Ya puedes leer las nuevas colaboraciones en La Llama

10 de diciembre de 2019

"Todo está conectado" y "Diciembre" las nuevas colaboraciones desde Selvas Amazónicas en La Llama.


Abordar el cambio climático desde una perspectiva de Derechos Humanos

9 de diciembre de 2019

El martes 10 de diciembre de 2019 Día Internacional de los Derechos Humanos participamos desde Selvas Amazónicas, como familia dominicana, en el Taller de un día: Abordar el cambio climático desde una perspectiva de derechos humanos, en el Espacio O_lumen


El Colegio Mayor Aquinas celebró el pasado sábado un concierto solidario a favor de Selvas Amazónicas

3 de diciembre de 2019

El sábado 30 de noviembre el Colegio Mayor Aquinas organizó un concierto solidario con la misión dominica en San Roque González (Paraguay), atendida por Selvas Amazónicas, al objeto de colaborar en la financiación de las ochenta becas universitarias que escoge la misión entre los estudiantes campesinos de escasos recursos.


Selvas Amazónicas participará en la COP25, junto a otras entidades dominicas, como observador.

2 de diciembre de 2019

La defensa y el cuidado de la Casa Común es clave para Selvas Amazónicas, nuestra presencia en la COP25, junto a otras entidades dominicas, forma parte de nuestros compromisos con la defensa de los territorios y las personas.


Poner las periferias en el centro, nuestra colaboración en La Llama

25 de noviembre de 2019

Compartimos nuestra tercera colaboración quincenal en La Llama "Poner las periferias en el centro".


Concentración frente a la embajada de República Dominicana en Madrid en apoyo a las familias campesinas y al misionero dominico Miguel Ángel Gullón.

19 de noviembre de 2019

• El próximo miércoles 20 de noviembre a las 18:00 horas, Selvas Amazónicas y Acción Verapaz convocan una concentración de apoyo a los campesinos de El Seybo, al misionero español Miguel Ángel Gullón y a las Hermanas Dominicas del Rosario frente a la Embajada de República Dominicana en el Paseo de la Castellana, Madrid. • El 20 de noviembre, después de la concentración, la entidad Selvas Amazónicas, acompañada de Fr. Miguel Ángel Gullón, presentará el Informe 2019 “Flores de dignidad en tierra de sangre” en el espacio O_Lumen.


Selvas amazónicas presenta el informe “Flores de dignidad en tierra de sangre” con su autor Fr. Miguel Ángel Gullón.

11 de noviembre de 2019

El próximo miércoles 20 de noviembre Selvas Amazónicas presenta el informe “Flores de dignidad en tierra de sangre” de Fr. Miguel Ángel Gullón Pérez, OP, misionero en El Seibo, República Dominicana. Un informe que denuncia la vulneración de derechos humanos en torno a la industria azucarera y nos mueve a la defensa de la dignidad humana.


"La llama misionera", nuestra segunda columna en La Llama

11 de noviembre de 2019

La colaboración de hoy se titula “La llama misionera” y en ella hablamos de cómo es la formación en nuestros Encuentros Misioneros.


12345678910...